miércoles, 18 de diciembre de 2013

Regalo de navidad: “Juegos de amor y dolor” gratis

Como regalo de navidad, los visitantes de este blog podéis bajaros gratis mi novela “Juegos de amor y dolor”. Sí, la novela entera. La segunda edición que incluye las correcciones y los añadidos que hice después del verano.

La descarga se hace desde el sitio web de Smashwords.com, que es enteramente de fiar. Al contrario que Amazon, Smashwords distribuye libros en todos los formatos digitales, incluidos los populares MOBI de Amazon, EPUB de Apple y hasta PDF. Una vez que compras el libro, te lo puedes bajar en cualquier otro formato si quieres leerlo en otra tableta. Claro que vosotros no tendréis que pagar nada, basta con escribir el siguiente cupón en el sitio adecuado:

HL68Q

¡Pero no lo dejéis pasar, que el cupón expira el 30 de diciembre! El nuevo cupón no expirará hasta dentro de unos meses, está actualizado para el año 2017.

¿Que qué gano yo con todo esto? Pues varias cosas. En primer lugar, difundir el libro gratis al principio es una buena estrategia de marketing. En segundo lugar, confío en que el libro os gustará tanto que compraréis los otros dos libros de la trilogía, “Desencadenada” y “Amores imposibles”. Aunque cada libro se puede leer de forma independiente, la historia cobra mayor sentido cuando se leen los tres libros en orden. Hay varios misterios que se aclaran en el tercer libro; conviene leerlo antes de que os olvidéis de las pistas que doy en los dos primeros. Los tres libros suman unas 1200 páginas entre, así que tenéis lectura para rato. Y en tercer lugar… en realidad, lo más importante para mí es que el libro se lea.


16 comentarios:

  1. Acabo de descargarlo por expresa recomendación de mi ex sumisa, lavacamejor, y espero disfrutarlo tanto como ella. Te agradezco el gesto de distribuirlo a ese módico precio de 0 euros, y me parece como tú dices una gran idea para engancharnos y que compremos los siguientes.

    ResponderEliminar
  2. Y yo espero que lo disfrutes, G. Escribir este libro fue una de las experiencias más bonitas de mi vida.

    ResponderEliminar
  3. Chinaski:
    No me permite abrirlo una vez descargado. Si eres tan amable de enviármelo a chinaski00@hotmail.com

    Gracias de antemano

    ResponderEliminar
  4. ¿Qué formato has descargado (MOBI, EPUB, etc)? ¿Qué tableta has usado para intentar leer el libro?

    ResponderEliminar
  5. Ahora que acabo de terminar el primer libro, me veo en posición para hacer una crítica del mismo.

    En primer lugar, me llama la atención que el autor diga que la calidad literaria de la novela "Cincuenta sombras...", con la que se compara, es baja, cuando la suya deja mucho -muchísimo- que desear. Haré un resumen:

    1) Confusión a la hora de acentuar o no palabras tales como "que/qué", "como/cómo", "aun/aún", etc.
    2) Queísmo y dequeísmo, si bien el primero abunda más que el segundo.
    3) Nula distinción entre "deber" y "deber de", porque son dos construcciones diferentes, señores.
    4) Uso del pretérito imperfecto simple en lugar del condicional de indicativo.
    5) Laísmos y, en menor medida, leísmos.
    6) Construcción incorrecta del condicional en frases tipo "si hubiera venido, hubiera estado aquí", aunque esto es una consecuencia directa de lo expuesto en el punto 4.
    7) La RAE recomienda utilizar "México" y no "Méjico".
    8) El autor añade una -s al pretérito perfecto simple de indicativo. En concreto, lo hace cuando escribe "distes" y "vistes", cuando lo correcto es "diste" y "viste". Para mí, esto es imperdonable en alguien que se dice escritor.
    9) Lenguaje pueril, poco rico y conversaciones metidas con calzador. A modo de ejemplo, la única palabra que parece que conoce el autor para referirse a la verga es "enhiesta". Da la sensación de que se aprendió esa palabra y la usa siempre que puede.
    10) Falta de concordancia entre sujeto y verbo.

    En resumen, un material muy mal escrito y con muy poca calidad. La forma empaña el fondo del libro, si bien parece que hoy en día eso apenas importa. Yo opino, sin embargo, que no todo vale y, si alguien quiere llamarse escritor, debe cuidar la ortografía, la sintaxis y, ya que estamos, las erratas, que también hay unas cuantas.

    Ya puestos, me ofrezco a revisarle los libros de forma gratuita. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cristina muchas gracias por tus sugerencias. Acepto encantado tu oferta de revisarme los libros. Por favor, escríbeme a Hermes.Solenzol arroba gmail .com y te mando las versiones en MS Word para que puedas corregir ahí. Yo también soy un fanático de la buena ortografía, pero como hablo y leo mucho más en inglés que en español, por mucho que me esfuerzo se me escapa algún gazapo. Al haberme auto-publicado, la obra no ha pasado por la revisión normal que hacen las empresas editoriales.

      Algunas correcciones ya las he hecho... Por ejemplo, las 3 veces que escribí "distes" en vez de "diste" y la única vez que puse "vistes" (verbo ver). La palabra "enhiesta" la uso sólo 5 veces, lo que en una novela de 188,000 palabras no creo que sea un uso excesivo. En comparación, la palabra "verga" la uso 27 veces, por lo que tampoco creo que sea justo decir que siempre uso el adjetivo "enhiesta" con el nombre "verga". En cuanto a laísmos y leísmos, me tendrías que dar ejemplos concretos. Varios amigos que leyeron la novela me hicieron correcciones al respecto que luego resultaron incorrectas. A lo de escribir "México" y "Texas" no le veo lógica alguna, por mucho que lo diga la RAE... Me parecen anglicismos, que al vivir rodeado de Spanglish detesto en grado sumo.

      Tus puntos 2, 3, 4, 6 y 10 no los entiendo. Te agradecería que me dieras ejemplos concretos de la novela.

      Eliminar
  6. Como ya me leí el libro primero completo y el formato no es muy "amable" para revisarlo, aquí van algunos ejemplos concretos que ilustran lo que dije más arriba. Todos están sacados del segundo y tercer libro.

    1) Confusión a la hora de acentuar o no palabras tales como "que/qué", "como/cómo", "aun/aún", etc. El hecho de que un pronombre interrogativo vaya entre signos de interrogación no significa que deba acentuarse obligatoriamente.

    Ejemplo: “¿Qué* no me enfade?  “¿Qué no me enfade?”
    Ejemplo: “Me acabo de ir de casa de mis padres, dónde* vivía con mi hermano Luis”.  “Me acabo de ir de casa de mis padres, donde vivía con mi hermano Luis”.
    Ejemplo: “Ya era hora *que alguien te diera un escarmiento”.  “Ya era hora de que alguien te diera un escarmiento”.

    2) Queísmo y dequeísmo, si bien el primero abunda más que el segundo.

    Ejemplo: “Hasta que estuvo seguro *que su clímax había llegado a su fin”.  “Hasta que estuvo seguro de que su clímax había llegado a su fin”.
    Ejemplo: “He tenido que hacer un par de llamadas de rutina para asegurarme *que no huye usted de la policía”.  “He tenido que hacer un par de llamadas de rutina para asegurarme de que no huye usted de la policía”.

    3) Nula distinción entre "deber" y "deber de". “Deber” indica obligación, mientras que “deber de” indica probabilidad.

    Ejemplo: “Además, te debe* venir bien el dinero, ¿no?”  “Además, te debe de venir bien el dinero, ¿no?”.

    4) Uso del pretérito imperfecto en lugar del condicional de indicativo. Si bien la RAE no lo cataloga como falta, sí señala que es preferible utilizar el condicional para expresar deseo o probabilidad.

    Ejemplo: “Yo también quería* tener una amiga así”.  “Yo también querría tener una amiga así”.
    Ejemplo: “Tenía* que haberle dicho al taxista que esperara”.  “Tendría que haberle dicho al taxista que esperara”.

    5) Laísmos y, en menor medida, leísmos.

    Ejemplo: “Él le* pagaba [a ella] puntualmente”.  “Él la pagaba [a ella] puntualmente”.

    10) Falta de concordancia entre sujeto y verbo.

    Ejemplo: “Aún me queda* Johnny, y el Chino”.  “Aún me quedan Johnny y el Chino”.
    Ejemplo: “Pero a la vergüenza se sobreponía* su excitación y su deseo de someterse a él”.  “Pero a la vergüenza se sobreponían su excitación y su deseo de someterse a él”.

    10 bis) Falta de concordancia entre sustantivo y adjetivo.

    Ejemplo: “Sus vestidos sexy*”.  “Sus vestidos sexis”.

    OTRAS FALTAS Y ERRORES:

    11) Uso del infinitivo en vez del imperativo.

    Ejemplo: “Iros* a la mierda”.  “Idos a la mierda”.
    Ejemplo: “¡Rápido! ¡Quitársela!*”  “¡Rápido! ¡Quitádsela!”

    12) Palabras “inventadas”.

    Ejemplo: “Bordez*”
    Ejemplo: “Restaurán*”  “Restorán” o “restaurante”.

    ResponderEliminar
  7. 13) Después de la conjunción “y”, no va coma. Un ejemplo de ello se puede observar en el punto 10.

    14) Porque/por que/por qué/porqué. Todas las formas son válidas y correctas, pero hay que saber utilizarlas. En concreto, la última funciona como un sustantivo.

    Ejemplo: “No te sabría explicar el por qué*”.  “No te sabría explicar el porqué”.

    15) El prefijo “super-“ siempre va unido al adjetivo y sin acento.

    Ejemplo: “Súper peligroso”  “Superpeligroso”.

    16) “Sólo/solo”. A día de hoy, la RAE recomienda no acentuar esta palabra en ningún caso. No obstante, no prohíbe que se haga, siempre y cuando se haga bien. “Sólo” equivale a “solamente”, mientras que “solo” quiere decir “sin compañía”.

    La misma regla se puede aplicar a los pronombres demostrativos (“éste, ése, aquél”). No hace falta acentuarlos.

    Ejemplo: “No, a ese le mola más dormir sólo*”.  “No, a ese le mola más dormir solo”.

    17) Existen verbos que rigen preposición.

    Ejemplo: “Insistieron *que tenía que ir a servir a mi país”.  “Insistieron en que tenía que ir a servir a mi país”.

    18) Los adverbios son palabras invariables y, por tanto, no pueden ser modificadas por adjetivos, determinantes, etc. No es “encima mío*”, sino “encima de mí”; no es “delante suya*”, sino “delante de él/ella”, etc.

    Ejemplo: “Estar encima vuestra* todo el rato”.  “Estar encima de vosotros todo el rato”.

    19) Uso de anglicismos innecesarios y que, si no se conoce el idioma, no se entienden.

    Ejemplo: “Pantyhose”  “Pantys” o “medias”.

    20) Construcciones tomadas del inglés y que en español son incorrectas.

    Ejemplo: “Lo primero de todo, decirte* que siento lo de esta tarde”.  “Lo primero de todo, quiero/me gustaría decirte que siento lo de esta tarde”.

    21) Confusión entre “vaya/valla”. La primera es una interjección que expresa asombro, mientras que la segunda es un sustantivo.

    Ejemplo: “Se separaron en busca de vayas* y muros donde pegarlos”.  “Se separaron en busca de vallas y muros donde pegarlos”.


    Éstos son sólo unos pocos ejemplos, pero los libros están cuajados de ellos. Por eso, que el autor se defina como escritor me parece una osadía del tamaño de Canadá. Yo puedo coger un tablero y cuatro patas, hacer una mesa y autodenominarme ebanista, pero distaría mucho de serlo.

    Francamente, no sé qué es peor: que la gente no tenga acceso a la lectura, como ocurría hace años, o que acceda a una literatura de bajo nivel que no consigue sino que "desaprenda" lo que aprendió en el colegio.

    ResponderEliminar
  8. Gracias otra vez por tus correcciones. Como te decía más arriba, y te repetí en el e-mail que te mandé, puedo enviarte las novelas en formato MS Word para que hagas allí las correcciones. Por supuesto que un formato MOBI o EPUB no es muy amable para eso.

    De todas formas, creo que exageras un poco y sobran todos esos aspavientos sobre lo mal escrito que está el libro y que no me puedo llamar escritor. Todos los escritores cometen errores gramaticales, faltas de ortografías y erratas, que luego son cribados por editores profesionales de la casa editorial. El problema con autoeditarse es que no podemos permitirnos esos lujos, y debemos relegar esa labor a amigos y lectores bien intencionados como tú que poco a poco van mejorando el libro. Buscaré los errores que me has señalado y los corregiré en las tres novelas.

    Sin embargo, no estoy de acuerdo con algunas de tus correcciones…

    5) Laísmos y leísmos. Corriges mi frase original con “le” a “Él la pagaba a ella puntualmente”, lo que es incorrecto (un laísmo). La regla es que “la” y “lo” se usan cuando son complemento directo y “le” cuando es complemento indirecto. En este caso “ella” es complemento indirecto, pues es para quien se ejecuta la acción. La paga, o el salario, que está implícito, sería el complemento directo, pues es el objeto del verbo “dar”. La frase completa sería: “Él le pagaba el salario a ella puntualmente.”

    10) “Sexy”. Las pocas veces que recurro a un anglicismo mantengo las normas gramaticales del inglés original. Como “sexy” es un adjetivo en inglés, no tiene plural. La RAE deja estos casos a elección del escritor. Lo siento muchísimo, pero yo pienso escribir “whisky” y no “güisqui”; “gay” y no “gai”, y “sexy” y no “sexi”.

    11) Escribir “Idos a la mierda” en un diálogo es una horterada, perdona que te diga. Será todo lo gramaticalmente correcto que tú quieras, pero nadie habla así. Lo mismo te digo con “¡Quitádsela!”. Para mí, es más importante ser realista en los diálogos que la corrección gramatical a ultranza.

    12) “Bordez”, “restaurán”… En los diálogos utilizo las palabras que usa la gente, aunque aún no hayan sido ratificadas por la RAE. Lorenzo habla cheli, Malena usa expresiones chilenas. El lenguaje es una parte muy importante de lo que define a los personajes. Además, en la novela rescato expresiones populares que eran corrientes en los 70 y que quizás ahora no lo son. También introduzco argot propio del ambiente de escalada, como “placa” (pendiente de roca), “pirarse” (caerse) o “garbancito” (protuberancia en la roca). Y expresiones sexuales atípicas, como “gatillarse” para designar la masturbación femenina en dialecto chileno. Creo que todo esto enriquece la novela.

    16) Acentúo “sólo” cuando equivale a “solamente”, salvo las inevitables erratas. Lo de no acentuar los pronombres como “éste” me parece fatal pues se presta a confusión. En eso soy de la vieja escuela.

    Creo que todo lo demás son erratas y no errores que cometo de manera consistente. Me pondré enseguida a corregirlas para la edición en papel que quizás haga en unos meses. Existe el tirón del inglés, no te lo voy a negar… problemas que trae escribir en dos idiomas. Pero todo se andará.

    Me alegra ver que no has encontrado pegas en la trama y los personajes. Creo que eso es lo más difícil a la hora de escribir ficción y, al contrario de la gramática, mucho más difícil de corregir.

    ResponderEliminar
  9. Punto 13:

    http://www.proz.com/forum/spanish/179327-%C2%BFcoma_despu%C3%A9s_de_conjunci%C3%B3n_y.html

    "Y también puede haber coma después de la "y" cuando se hace un inciso y se mete entre comas un comentario que podría ir entre parentesis.
    Esta mañana me he caído de la cama y, por si eso fuera poco, luego me he resbalado en la ducha."

    ResponderEliminar
  10. Aquí hay un buena explicación sobre leísmo, laísmo y loísmo:

    http://estacorrectora.blogspot.com/2012/05/leismo-laismo-y-loismo.html

    ResponderEliminar
  11. Si no te has bajado "Juegos de amor y dolor" gratis, aún estás a tiempo. He creado un nuevo cupón que no expira hasta el 7 de enero... Para seguir con esa tradición tan española de los regalos de Reyes.

    ResponderEliminar
  12. Hola Hermes Solenzol me interesa descargar la trilogia de juegos de amor y dolor pero no lo hallo por ningun lado gratis, me puedes ayudar a localizarlo en algun sitio web, muchas gracias.

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  15. ¡Ojo! Aunque éste es un artículo antiguo, he actualizado el cupón, así que aún vale. Además, acabo de publicar al cuarta edición de "Juegos de amor y dolor" con cambios muy importantes. Ahora hay muchas escenas contadas desde el punto de vista de Julio. También hay varias escenas nuevas. La historia no cambia, pero hay más detalles.

    ResponderEliminar